La sonda Messenger se estrella contra la superficie de Mercurio

La sonda Messenger pone fin a sus cuatro años de misión en el planeta más cercano al Sol. Según ha precisado la agencia espacial de EEUU, el impacto se ha producido a las 21.26 de este jueves (hora peninsular española).

Entre otros descubrimientos, la nave ha confirmado que tiene agua helada en cráteres cerca de sus polos: «Lo más probable es que ese agua almacenada ahora en depósitos de hielo que están permanentemente a la sombra llegó al planeta más interno del Sistema Solar a través de los impactos de cometas y asteroides», explicó hace unos días en rueda de prensa Sean Solomon, investigador principal de la misión y director del Observatorio de la Tierra Lamont-Dohertym en la Universidad de Columbia.

Los análisis químicos mostraron, asimismo, una superficie pobre en hierro y rica en elementos volátiles como el azufre y el sodio. «A pesar de que Mercurio es uno de los planetas vecinos de la Tierra, sorprendentemente se sabía poco de él antes de mandar esta nave», recordó Solomon.

via Ciencia. El Mundo


Windows 10 podrá usar aplicaciones de Android

Una de las apuestas más fuertes de Windows 10, según Microsoft, es usar el mismo código para todas las versiones y permitir a los desarrolladores crear una única aplicación que funciona en múltiples dispositivos.

Ahora, además, permitirá reutilizar el código escrito para aplicaciones en Android y en iOS para que corra sobre Windows. Esto incluye un reemplazo para las APIs de iOS y de Android que estas aplicaciones "esperan".

En el caso de iOS, los desarrolladores deberán traducir el código; en el de Android, parte del código de Android estará dentro de Windows 10, por lo que debería ser posible tomar una aplicación para Android, modificar sólo las llamadas a las APIs (por ejemplo, la que se conecta con los mapas de Google, con el buscador, etcétera), reemplazarlas con las de Microsoft y republicarlas en la tienda de Microsoft, algo similar a lo que hace Amazon con su versión de Android.

via la nacion


Henri Cartier-Bresson y México

Años antes de fundar la agencia Magnum, cuando aún la capital de México se parecía más a una ciudad de provincia, la Leica de 35 milímetros de Henri Cartier-Bresson buscaba a las prostitutas del barrio comercial de La Merced. Corría el año 1934 y el joven francés de 26 años, muy influido entonces por sus charlas con los surrealistas Salvador Dalí, André Bretón o Max Ernst, había llegado al país para hacer un registro fotográfico de la carretera Panamericana. El proyecto se frustró, pero Cartier-Bresson decidió quedarse en México y se instaló cerca del gran mercado de la urbe, fascinado por el bullicio de la actividad comercial por las mañanas y el vocerío de las mujeres que de noche trabajaban en la calle.

Una retrospectiva del artista, la primera tras su muerte en 2004, recorre de manera cronológica los principales momentos de su vida en el Palacio de Bellas Artes del Distrito Federal, justo cuando se cumplen 80 años de la primera exposición colectiva del autor en el museo. La muestra, que cuestiona su figura y explora a otro Cartier-Bresson distinto al de la teoría del instante decisivo, incluye también fotografías a color, collages, pinturas, dibujos, películas, revistas y periódicos, muchos de ellos material inédito que él nunca hubiera querido exhibir.

El idilio de Cartier-Bresson con México


'Lusitania' de Erik Larson

Erik Larson reconstruye en un libro apasionante la tragedia del orgulloso transatlántico hundido por un submarino alemán en 1915

Inconfundible con su enorme tamaño, su majestuoso navegar y sus cuatro chimeneas, era rápido, lujoso, confortable y orgulloso, y se lo consideraba invulnerable; pero se hundió en solo 18 minutos. La historia del transatlántico británico de 44.000 toneladas Lusitania guarda enormes parecidos con la del Titanic (incluido el compartir historias semejantes de valor y cobardía, y hasta algunos pasajeros).

Los dos eran tenidos por insumergibles —desafiando arrogante e imprudentemente al destino— y ambos acabaron en el fondo del mar, arrastrando con ellos a buena parte de su tripulación y pasaje. El Titanic se fue a pique de noche en abril de 1912, causando 1.514 muertos, al chocar con un iceberg en un desafortunado accidente que ha hecho correr ríos de tinta (y celuloide).

El Lusitania, tres años después, el 7 de mayo de 1915, hace ya casi un siglo, de día, provocando la muerte de 1.195 personas, incluyendo 123 pasajeros estadounidenses, 94 niños (viajaban 95) y 27 de los 39 bebés a bordo. Se hundió cerca de la costa sur de Irlanda tras encajar un único torpedo del submarino alemán U-20 en un episodio en el que, según algunas evidencias, cabría ver la mano negra del Almirantazgo británico, deseoso de implicar de una vez por todas a los reticentes EE UU en la I Guerra Mundial.

más en elpais.com


Publican una nueva edición de 'Las flores del mal'

La editorial Vaso Roto ha publicado una nueva edición de "Las flores del mal", del poeta Charles Baudelaire (1821-1867). Lo ha hecho en un formato con un diseño a modo de caja y fotografías de Fiona Morrison. La traducción ha sido realizada por Manuel J. Santayana, que ha decidido mantener la versificación y la rima; un trabajo inmenso hasta conseguir que la musicalidad y el ritmo –esenciales en Baudelaire– no se pierdan.

La noticia completa